En el momento que tengamos información sobre una previsión de lluvia moderada o intensa, tenemos que asegurarnos de que los elementos que le dan salida están en perfecto estado de conservación y limpieza. Revisaremos las cubiertas tanto si son transitables como inclinadas. Retiraremos las macetas que supongan obstáculo a la libre circulación y limpiaremos bajantes y canalones con  restos de arena o ramas de las …También hay que tener en cuenta los elementos enterrados como rejillas de garaje, cazoletas y/o arquetas que la mayoritaria de las veces pueden contener restos de tierra o ramas los que dificulta la evacuación correcta del agua.

Una vez ha llovido, lo  más importante es la ventilación, de forma inmediata. Si podemos ayudarnos de ventiladores o aire acondicionado, mucho mejor, ya que evitaremos que la humedad origine condensaciones en nuestra vivienda e incluso cause daños en nuestra estructura mediante la aparición de oxidaciones (hierro, hormigón) o afecciones y patologías por xilófagos (carcoma o termita) en caso de ser madera. Para ello es muy recomendable favorecer la circulación de corrientes de aire en el interior de los espacios de nuestra casa y ayuda enormemente el separar los muebles, electrodomésticos, etc… unos 15 cm de la pared para mejorar la ventilación y evita la formación de manchas negras de moho en nuestras paredes que, si bien no son de extrema gravedad, si son bastante antiestéticas y pueden afectar a personas que padezcan algún tipo de alergia.

Por tanto, los consejos son:

  1. Mantenimiento anual de los canales y elementos de salida del agua (exteriores y enterrados)
  2. Separar rápidamente los muebles y enseres de las paredes para favorecer la ventilación.
  3. Si la ventilación no es suficiente ayudarnos de nuestras instalaciones de Climatización para conseguir un óptimo resultado.

Ante cualquier duda, podéis escribirnos en comentarios y os responderemos lo antes posible.